Colombia, tierra viva.

Me zambullo en una sonrisa amable. Dientes blanco, cara trigueña. Sigo los olores: cilantro, limón, mango. Camino por las calles y no me doy cuenta que estoy bailando; salen de las bocacalles faldas y vestidos coloridos, mujeres y hombres gritando, alegres, juguetones. La invitación es espontánea, las herramientas son pocas, la música es mucha.

El porro alegre, de la tierra como los aguacates, el que sumó a las trompetas, a los clarinetes, el tambor anclado en las raíces de los campesinos. El mapalé, danza de la labor de pescadores, hecha frenética. Danza de arroz y pescados, arroz y coco, arroz de negros. La cumbia, reina absoluta. Evocadora de todos los sabores. El ritmo que tiene gusto y embriaga como el ron, que grita más fuerte su nombre. El ritmo de la comunión y de la magia colectiva, el que hace girar a todos al unísono, aunque sea en sentidos distintos. ¿Y el currulao? Danza tan voluptuosa como suena su nombre. Las caderas siguen el deletreo del currrrulllao, los movimientos a su vez suaves como una caricia de pañuelo y vigoroso como un impacto de pie descalzo en el suelo.

Nombres de danzas y músicas tan deliciosos como el lulo, el níspero o la guanábana. ¿Será eso, el sabor? Moverse sin pensar, girar y girar, mezclando miembros con frutas. Piernas-guayabas, hombros-pitahayas, caderas ácidas como la maracuyá. El calor del contacto con el suelo, los pies descalzos, se confunde con el fuego del sol, y el ardor al tragar un canelazo sabroso. Ya no existen el tiempo, el espacio o las circunstancias. Todos comparten, todos sacan sabiduría y sabor de las raíces, y devuelven a la tierra viva energía en forma de alegría. ¿“Quiubo parce”? se escucha cerca. De repente, me despierta un grito: ¡Weeeeepaaaaa! Otra vez, soñé lo mismo: que volvía a Colombia.

Estas palabras nacieron para comentarles acerca de un grupo que se dedica a preservar y difundir el folclore colombiano en Buenos Aires. Se llama Colombia Tierra Viva. Cada vez que voy y que los puedo ver, es una alegría compartir con ellos, ¡desde una charla a una verdadera parranda!

Los invito a pasar, dejar comentarios ¡y por supuesto seguirlos e ir a verlos!

Facebook

Google+

11051941_1572938806313534_8162519577383182150_o

Publicités

Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s